Lo hemos gritado cientos de veces: ¡no más tiempo solos!

El trabajo de los artistas se realiza con frecuencia en solitario y muchos andamos buscando la manera de mantenernos en contacto con la realidad: con el mercado, con los compañeros, con el público… Podemos tejer nuestra red de contactos con nodos muy diversos, que comprenden, por ejemplo, actividades lúdicas, pensadas para profesionales o formativas. En ésta última categoría se enmarca la propuesta en la que participa el alumno Joaquín Aragón, quién nos explica en primera persona cómo pasó de realizar bocetos en su cuaderno a convertir esas jornadas de dibujo en un punto de encuentro con otros compañeros… de todo el mundo. Inauguramos con este post una nueva sección en el blog: exploraremos las distintas formas de mantenernos, como se titula, “en contacto”.

Ese momento. 

Cuando empiezas a llevar un pequeño cuaderno de dibujo contigo y te das cuenta de que miras tu entorno con otros ojos, ya no hay vuelta atrás. Te lamentas de no haberlo probado antes, pero te consuela saber que no lo dejarás nunca. Así lo he experimentado.

En la estación, en el mercado, en un café, en tu casa, en cualquier lugar te asalta la chispa que va de tu ojo a la mano y a desenfundar el cuaderno. Es un estudio portátil, el más barato de todos.

Estación de trenes Maratón de dibujo Valladolid. Joaquín Aragón.

Aunque procuro ser discreto, la gente suele reaccionar bien cuando presiente que la estás dibujando, en ocasiones puede ser el detonante de una larga conversación, ayuda a romper el hielo.

SEVILLA Diciembre 2012 022

Compartir el dibujo

Gracias a las redes sociales muchas actividades individuales, como el dibujo, han podido socializarse, favoreciendo la creación de grupos y eventos entorno a ellas.

Mi periplo comenzó en 2010 en Zaragoza con el II Curso “De Vuelta con el Cuaderno” donde artistas como Isidro Ferrer o Marta Cárdenas, entre otros, compartían con nosotros su experiencia con los cuadernos como laboratorio.

Allí conocí a los Urban Sketcher, dibujantes urbanos, que acababan de crearse en España y que se encuentran coordinados en todo el mundo a través de la red. Precisamente España y Portugal son de los países más activos, Lisboa y Barcelona  han acogido simposiums del colectivo. El Sketchcrawl ( maratón de dibujo en la calle) que se convoca cuatro veces al año, uno por estación, es el evento de mayor repercusión ; se celebra el mismo día en todo el mundo y después se comparten los dibujos en su web internacional. Está abierto a la participación de todos, no importa el nivel que tengan.

35 Sketchcrawl. Valladolid.Joaquín Aragón

El sábado 19 de Octubre se celebra el 41 Sketchcrawl y ya están convocadas Málaga, Sevilla, Cádiz, Madrid, Burgos, Valladolid, Santiago de Compostela y Zarautz, junto a  más de 60 ciudades  de todo el mundo, así que animo a todos los que podáis asistir a alguna de ellas a compartir una jornada estupenda de dibujo.

Hay personas que nunca habían dibujado en la calle y hacerlo con otros les anima a arrancar, también se da mucho el caso de los que tenían el dibujo abandonado y esto les espolea a retomarlo, aquí todo el mundo es bien recibido.

35 Sketchcrawl.6º Maratón de Dibujo de Valladolid.Joaquín Aragón 039

Valladolid DIBUJA

En Valladolid DIBUJA, primero empezamos convocando los Sketchcrawl, pero vernos cada tres meses nos sabía a poco, así que gracias a compañeras profesoras en la Escuela de Artes y con amistades en el ámbito del teatro, pudimos preparar sesiones de dibujo en la Escuela con mimos, actores, bailarinas, posado de desnudo …un auténtica maravilla.

Mas adelante comenzamos a asistir a ensayos generales de grupos como Teatro Corsario, o a academias de tango, de flamenco o eventos públicos como el “Festival de Teatro y Artes de Calle”. Las posibilidades son tantas como uno quiera buscar.

Entre los habituales hay ilustradores, pintores, arquitectos, acuarelistas y gente que sencillamente disfruta dibujando.

En la ciudad han germinado otros encuentros entorno al dibujo:“Birra y Borra”, “Nos comen los nipones” y “Guardar como” de características diferentes cada uno  y que junto a nuestro grupo enriquecen el panorama de la ciudad.

Recuerdo hace algún tiempo hablando con sketchers de Barcelona, que me animaban a intentar hacer algo en Valladolid, yo pensaba “uff, que dificil”. Pues bien, ya llevamos tres años, todo es ponerse. En vuestra ciudad seguro que hay gente que le apetece comenzar algo similar, ¿por qué no?

~~~