El miércoles es un día crucial en los talleres IlustraTour. Sylvia y Maurice comenzaron la semana con un símbolo del reto que se afrontaba, y que hoy cobra todo el sentido: la piedra que han puesto en mitad del pasillo y con la que tropezamos de vez en cuando.

Es la mitad de la semana. Hay cansancio y emoción a partes iguales. Los procesos se encuentran en el punto de “despegue”. En los “Encuentros Compartidos”, esa reunión entre todos los participantes en talleres en la que se intercambian impresiones sobre la marcha de cada uno, hemos descubierto como el desafío es un elemento común a las tres propuestas de esta semana: personas que están trabajando intensamente en equipo sin conocerse, procesos creativos comunitarios, historias que jamás habrían nacido fuera de un proceso colaborativo…

Y es que estamos además en un entorno lleno de estímulos. Estos días los niños visitan la expo “Los Sueños de Helena” y admiran las obras de Isidro Ferrer, y un grupo de estudiantes de arquitectura intervienen el exterior del Museo.

Aprovechamos los descansos al máximo, porque el día se prolonga hasta después de finalizada la jornada de taller.

Por ejemplo,  hoy terminamos con PlayTales y su visión sobre el mercado de libros digitales para niños, en un debate que estuvo animado y que intuimos que dará para más de una conversación (o dos).

Y cuando queremos darnos cuenta, ¡ya estamos a jueves!