Archive for ‘enero, 2012’

Álbumes ilustrados en Uruguay: ¡Más pimienta!

Este mes dedicamos el Noticiero a un proyecto que nace en Uruguay: se trata de ¡Más pimienta!, la única editorial independiente de ese país dedicada a la publicación de álbum infantil ilustrado. 

Susana Aliano decidió ponerle sabor al panorama editorial uruguayo y no pudo comenzar mejor: la colección Desolvidados ganó el Premio a Proyectos Editoriales 2010 del Centro Cultural de España. 

Cuatro títulos (Casi Pájaro, Soldadito de viento, Tan mareado está el barco y Nubes – nominado al Premio Bartolomé Hidalgo 2011-) que rescatan a poetas uruguayos no reeditados en los últimos años de la mano de los más prometedores ilustradores del país. 


Como ¡Más pimienta! es un proyecto apasionado y comprometido, ha sido inevitable continuar adelante: a finales de 2011 han visto la luz Terremoto y Besos de azúcar, apostando esta vez por textos inéditos y una estupenda edición en dos tintas. 






Por favor, ¡Más pimienta!

1 Comentario

Rigurosa lógica de la fantasía

Se me ocurren una vasta cantidad de ejemplos que podrían ilustrar la idea de que “cualquier replanteamiento de las leyes que rigen el mundo, de la realidad, da lugar a una ficción”, pero creo que es mejor pasar por alto propuestas tan absurdas como divertidas del tipo “humanos que pueden andar en un plano vertical, no sólo horizontal”, “animales parlantes” o “seres que tienen la capacidad de elegir el clima”. 

El autor de álbumes ilustrados Javier Sáez Castán planteaba en las sesiones del Máster en Álbum infantil ilustrado de la pasada semana esta cuestión: la posibilidad de crear, de generar ideas a través de la subversión de la realidad. Para esta tarea se suele emplear el siguiente comienzo de una frase: “¿Y si…?”
¿Y si el personaje de mi álbum fuera capaz de viajar en una nube?
¿Y si sitúo el desarrollo de mi próximo libro en un futuro plagado de dinosaurios vestidos de domingo?

Bien es sabido que la imaginación no conoce límites, pero el lector no es un pozo sin fondo al que podemos tirar todo tipo de pensamientos que cruzan nuestro cerebro, de aquí para allá, moviéndose sin sentido ni coherencia alguna.

La normalización del universo que sirve de base a la historia es un elemento imprescindible que Javier Sáez Castán domina a la perfección. En el álbum El Pequeño Rey, general de infantería (Ekaré, 2009) un diminuto humano forma un ejército con cochinitas y otros bichos y juntos buscan a un rival contra el que luchar: es un mundo ficticio, basado en la suposición de que un humano puede entablar relación con animales diminutos, que además aceptan vestir con los trajes de los soldaditos con los que juega el Pequeño Rey.
El universo propio que crea Javier Sáez Castán está perfectamente hilado, su mundo está regido, como comentaba Dalí a merced de los textos de Raymond Roussel, por una rigurosa lógica de la fantasía
Esta lógica, la dotación a nuestro mundo ficticio de una estructura y coherencia, permite presentar al lector un mundo fantástico pero creíble, y no un espacio creado sin un sentido, sin un objetivo, donde se disponen sin más una serie de ideas y personajes irreales. 

 

Javier cuida en sus álbumes hasta las cuestiones más minuciosas, como la vestimenta o la actitud y expresión de los personajes secundarios. Todas las decisiones obeceden a un planteamiento previo, a una descripción de cada elemento que aparece en el texto o la ilustración. Construye mundos fantasiosos, divertidos y diferentes donde ningún lector tendrá dificultades para entrar. ¿O a alguien le parece raro que unos bichitos enguyan kilos de hierba con la intención de alcanzar el tamaño de la vaca enemiga a la que pretenden atacar? Es lo que ella hace, por tanto, será el motivo de su inmensa envergadura, ¿no?
Deje un comentario

Inauguramos "Primer Recuento" de Alfonso Ruano en Museo ABC

Esta semana nos toca vestirnos de largo: inauguramos la exposición “Alfonso Ruano. Ilustraciones. Primer Recuento”, que estará abierta del 19 de enero al 4 de marzo en el Museo ABC de Dibujo e Ilustración.

Queremos invitaros a celebrar el paso del tiempo con nosotros. Los años que han transcurrido desde que Alfonso Ruano ilustrara sus primeros libros para niños, hasta este momento, en el que se presenta la primera retrospectiva sobre su obra, “Primer ReCuento”.

Un recorrido por un universo único que tenemos el privilegio de disfrutar ahora en Madrid, tras su paso por IlustraTour el pasado verano (donde las obras de Alfonso Ruano detuvieron el Tiempo de los visitantes al Museo Patio Herreriano), gracias a la Fundación SM y al Museo ABC de Dibujo e Ilustración.


En el Museo ABC se pueden ver 45 ilustraciones originales realizadas desde 1984 hasta 2010, que aparecen en 11 títulos editados por SM: El Señor Viento Norte, El Caballo Fantástico, Zapatones, El Circo de Paco, El Guardián del Olvido, La Composición, El Pequeño Títere, Insomnio, Tiempo de Vuelo, Dunas de Agua y El Hada del Agua.

Se trata de imágenes cargadas de realidad y fantasía, memoria propia y común, búsquedas y encuentros donde el Tiempo es a la vez hilo conductor y protagonista. Pasado, presente y futuro transitan entre las figuras y sugieren preguntas que permiten ampliar la mirada. Así, las historias e imágenes saltan del libro y de la carpeta a la pared del Museo, convirtiéndose en un viaje por el proceso creativo de la narración en imágenes.



Además,Primer Recuento es un hermoso ejemplo de la evolución de la edición de álbumes ilustrados en España desde los años 80 hasta ahora, donde el paseo del tiempo se puede apreciar en los cambios de tipografía, impresión, colores, composición, materiales, etc. 


Alfonso Ruano ha trasladado a imágenes los cuentos de autores como Michael Ende, Gustavo Martín Garzo, Carmen Posadas o Antonio Skármeta. Con varias decenas de libros publicados, con ediciones en diversos países de Europa, América y Asia y traducidas a múltiples idiomas, el ilustrador ha obtenido algunos de los más prestigiosos premios de ilustración por títulos como: El Caballo Fantástico (Premio Lazarillo 1985 y Premio Nacional de Ilustración 1986), El guardián del olvido (Premio Catalonia 1990, seleccionada como una de las cien obras indispensables de la Literatura Infantil española del siglo XX) o La composición (con los premios de la Biblioteca del Congreso de EE.UU y de la Unesco en el 2000). Hoy es un referente para las nuevas generaciones de ilustradores.



Nada mejor que las palabras del propio artista para recontarnos lo que podemos ver en una exposición como la suya:


Sin embargo, una muestra de ilustraciones pide detenerse, mirar y dedicar mayor atención a la forma, a la geometría, a los rasgos y gestos de todo lo representado. Conviene, además, rastrear el reflejo del tiempo en el uso de la secuencia, influencia directa de la historieta y el cine, en el sentido de los encuadres, en la fragmentación y la acumulación, en la influencia del ojo fotográfico y su momento decisivo. Lo que en foto es un instante, en pintura es una parálisis

Una cita imprescindible, de las de verdad. 

¡No os la perdáis!
Deje un comentario

Emilio no sabía nada…

…y se quedó de piedra cuando entró en el salón de actos del Centro Cultural Galileo, sede del XXXV Salón del Libro Infantil y Juvenil, y se lo encontró lleno a rebosar de sus mejores amigos. Se había organizado un operativo digno de una película de espías para impedir que se filtrara ni la más mínima pista y que Emilio tuviera un homenaje sorpresa de manual. El pretexto era celebrar la reciente concesión del Premio Nacional de Ilustración a Emilio, pero la realidad,  que había muchas ganas de decirle lo mucho que se le quiere. Y menos mal que él es un señor con muchas tablas, porque no era fácil aguantar el tipo, entre la emoción y la revelación de anécdotas de la más variada naturaleza. Aunque la verdad, es difícil saber quién estaba más emocionado, si él o nosotros… porque mira que es majo.

3 Comentarios