Cambridge (II) – El Master

Os vamos a contar lo que han sido nuestras impresiones del programa de Cambridge tras la amable acogida por parte de Martin Salisbury. Él mismo nos acompañó al edificio dedicado a la Escuela de Arte:



Y nos permitió asistir a su primera clase de la mañana, dedicada al análisis del dibujo.


Como ya os contamos, este programa dedicado a la ilustración de libros infantiles empezó hace 10 años. El primer año tuvieron 9 alumnos … y este año se han matriculado más de 100! Las solicitudes de plaza son mucho más numerosas, pero no entra quien quiere, sino sólo quien tiene talento. La selección es rigurosa y se presentan aspirantes a matrícula de países tan diversos como China, Corea, Japón, Estados Unidos … y por supuesto de multitud de países de Europa. Nos cuentan con orgullo la preparación de la exposición que realizan al finalizar los programas, exposición a la que asisten muchos editores y que permite la puesta de largo de los futuros profesionales ante el desafío de salir al mercado.



Varios de los antiguos alumnos se han convertido en profesores del master, lo que te da una idea del estrecho contacto que existe entre ellos una vez acaban su programa. Eso sí, está muy vinculado al ámbito académico y la estructura persigue la obtención de 90 créditos del “postgraduate”. Esos 90 créditos se distribuyen en 18 meses (si lo haces en formato “full-time”) o en 30 meses (si lo haces en la modalidad “part-time”).

4 Responses to “Cambridge (II) – El Master”

  1. Moni

    Dan ganas de volver a tener 20 años y decir, Papá, Mamá, me voy a Cambridge. O sea: ¿¿Me lo pagais??
    Ojalá lo hubiera sabido antes!!!

    Responder
  2. serra

    ¡qué interesante todo lo que contáis!
    y sobre el master qué asignaturas tiene?
    es más práctico o teórico…?
    supongo que tendré que esperar a una nueva entrada.
    un abrazo!

    Responder
  3. Ilustrarte

    Poco más os podemos contar, Adolfo. En su página web encontraréis más información, pero te adelantamos que es un formato de mucho tiempo dibujando, mucha práctica, y más o menos una vez a la semana una charla y un par de tutorías semanales. Es un planteamiento de gran libertad y mucho trabajo en casa (o allí, si te apetece ir a la clase a dibujar).

    Responder

Deja un comentario

Basic HTML is allowed. Your email address will not be published.

Subscribe to this comment feed via RSS